Andrés Amado Zuno Arce

“LA SALIVA EN AYUNAS PUESTA EN LA CARA DESVANECE ARRUGAS E INCREMENTA LA BUENA SALUD.

La saliva aplicada en la cara diario en la mañana al despertar además de desvanecer arrugas y evitar que sigan apareciendo ejercita al cerebro de manera importante, al grado de que produce tan buena salud que también produce longevidad. He sabido de personas que han vivido: 119, 112, 100, 99, 98 varias, 93, 90, 89, 87, 84 y ¡muy saludables y sin arrugas, manchas, verrugas….nada! Lo que pasa es que en la cara hay terminaciones nerviosas que se comunican con todas las áreas cerebrales y las reactiva de manera importante. Hemos usado la saliva para curarnos por miles de años, todos nos la ponemos cuando nos golpeamos las manos, por ejemplo, o nos cortamos o quemamos. Y es por eso, por el instinto que nos hemos desarrollado en miles de años de su uso que era constante y el cerebro reacciona de manera importante. Efectivamente, antes de que hubiera medicinas y médicos, cuando vivíamos como animales en cavernas y como perros, gatos, leones, simios usamos para casi todo la saliva curativa”